VOX...QUE VIENE EL COCO

Por Luis Baras

Desde el 2 de Diciembre, no hago más que leer, oír y ver las reacciones de la izquierda política y del periodismo llamado progresista, anunciándole al mundo que se avecina el gran cataclismo para nuestras vidas. La vuelta atrás de todo lo avanzado. La debacle ideológica de la derecha. El gran tsunami de la regresión de las libertades...El peligro total. Sin que VOX hayan tocado pelo, los videntes de las maldades ya anuncian la ruina que vamos a padecer los andaluces. Algún partido, mostrando su poco talante democrático, ya está haciendo llamamientos para rodear el Parlamento de Andalucía en señal de protesta el día de la votación de la Presidencia de la Junta.

Y es que cada vez entiendo menos a este país. Si con 12 diputados VOX ha conseguido remover los cimientos del debate y ha hecho saltar las alarmas de una parte importante de la clase política y de los medios, ¿que pasará cuando tenga 30 o 40 diputados en el Congreso y sea llave de gobierno?, cosa que no me extrañaría nada que pudiera pasar dada la campaña que le están haciendo todos lo agoreros alarmistas con sus insultos y desprecios... ¿No habíamos quedado en que había que acabar con el bipartidismo porque era la ruina para la democracia, y que la fragmentación del PSOE y del PP era bueno para la pluralidad?. Pues ya lo hemos conseguido. Ahora tenemos de todo. Derecha, izquierda, centro, extrema izquierda, extrema derecha, ex pro-etarras, independentistas de derecha, independentistas de izquierdas, anticapitalistas y animalistas. Ea, ¿Quién da más?.

Observo a demasiada gente con los papeles perdidos manejando argumentos y planteamientos que, ni están escritos en los pactos del PP, ni serían posibles de aplicar si fuera verdad, dado que, para que pudieran serlo, habría que saltarse las normas constitucionales, cosa que no va a pasar afortunadamente. Como simple observador del debate, resulta fantástico oír, ver y leer a determinados personajes que VOX es un partido inconstitucional, cuando no ha sido declarada esa condición por ningún tribunal, habría que recordar, que es el único que puede establecerlo, no los tertulianos de una radio o una televisión.

Resulta alucinante ver al populismo de extrema izquierda, es decir a Podemos, acusar al PP y a Ciudadanos de querer gobernar Andalucía con el voto de "la extrema derecha" y quedarse tan pancho. Ellos que le han facilitado el gobierno a Sánchez con su apoyo y el de los separatistas. Resulta también extraordinario ver al PSOE protestar del peligro de un tripartito de derechas cuando ellos pactaron con ICV y el ínclito Carol Rovira de IRC para que gobernara Montilla en Cataluña, formando un tripartito de izquierdas con separatistas.

Sería recomendable que la izquierda se tranquilizara y, en vez de la pataleta por perder el poder tras casi 40 años, analizara los "por qué" de esta situación, ya que parece que ni se han enterado de lo que ha pasado ni han tomado nota de sus errores de cara al ciclo electoral que se avecina. Los 400.000 votos a VOX los ha metido en la urna la política del Gobierno en Cataluña y el propio Pedro Sánchez con su actitud, sus indecisiones constantes, sus incumplimientos y sus ansias de poder a costa de lo que sea y no dejándole a Susana Díaz libertad para poderse manifestar libremente en campaña. Insisto, cuidado que lo de Andalucía puede ser una tontería al lado de lo que puede llegar. 

Lo mismo que el PSOE acusaba al PP de crear independentistas cada vez que endurecía su discurso sobre Cataluña, ahora deberían darse cuenta de que cada insulto o menosprecio a VOX también lo hace crecer y están colaborando a la campaña más eficaz de un partido que, hace muy poco, apenas era conocido y casi no aparecía en ningún medio. VOX no es el "Coco", Vox es consecuencia del hartazgo de muchos ciudadanos que sienten que la clase política los toma por tontos. Así es la democracia para lo bueno y para lo malo y al que no le guste que se vaya a Cuba o a Venezuela que allí no hay pactos...allí hay lo que hay.